NUESTRA HISTORIA

     El Instituto SUMMA, semilla de lo que hoy es la Fundación Salottiana, fue fundado por Martha Alcira Salotti y Dora Pastoriza de Etchebarne, dos educadoras argentinas deseosas de concretar un proyecto pedagógico innovador, y que eligieron como Patrona a Rosario Vera Peñaloza. Con la inestimable colaboración de Mercedes Lacava y María Cruz Oruz pusieron en marcha Cursos de Perfeccionamiento Docente en mayo de 1965.

Al año siguiente iniciaron las actividades del Jardín de Infantes “Argentino” y el Profesorado de Maestras Jardineras. La intención era continuar con la renovación pedagógica iniciada desde el Instituto Bernasconi.

 

     En 1971 el Instituto se amplió con la creación del Profesorado de Castellano y Literatura con Especialización en Literatura Infantil-Juvenil, único en América Latina. Con el correr de los años, lo que comenzó con seis niños se convirtió en un Jardín de Infantes con cuatro salas en cada turno y siguió creciendo con los niveles Inicial, Primario, Secundario y Terciario, que hoy cuentan con casi mil alumnos distribuidos en varios edificios junto a la primera casa de la calle Yerbal.

 

     Desde sus comienzos fue indispensable para las fundadoras del Instituto Summa contar con recursos acordes al proyecto pedagógico que las impulsaba, permitiendo la capacitación y el crecimiento institucional y también la proyección sobre la comunidad educativa en general.En 1992 la Dra. Pastoriza de Etchebarne concretó el sueño de Martha Salotti transformando el Instituto Summa en una Fundación, que con el nombre de Fundación Salottiana tiene entre sus principales objetivos:

 

* Desarrollar programas destinados a la formación integral del niño y el adolescente, contemplando o físico, psicológico y espiritual.

* Emplear como medios eficaces a tal fin la literatura infantil-juvenil, la narración oral y escrita y el arte en general como desencadenantes de la imaginación creadora, en donde la afectividad preceda a la adquisición de conocimiento.

* Organizar cursos, jornadas, ciclos, seminarios y todo tipo de emprendimientos educativos destinados a fomentar el perfeccionamiento docente, la formación del niño y el joven, el desarrollo de las ciencias y las artes y el servicio a la comunidad.

* Crear y sostener escuelas, institutos, centros de investigación, bibliotecas y organizaciones con fines formativos, científicos y culturales; así como también estimular, por distintos medios, toda obra cultural, educativa y asistencial que beneficie a la niñez y a la juventud y que consolide a la familia.

 

Como se puede concluir, la Fundación Salottiana confía en un futuro mejor a través de la educación y el aprendizaje permanente, en el que todas las personas allegadas al Instituto Summa son parte de este emprendimiento que trasciende a la comunidad con obras de carácter cultural y educacional.

2020 INSTITUTO SUMMA

Diseño y Puesta On Line:

Leandro Gleizer